sábado, 5 de agosto de 2017

LOS INTOCABLES DE ELIOT NESS




Ya hace más de 70 años, que se estaba creando historia. Una base donde surgiría, años más tarde, una serie y varias películas. Nacían dos nombres vinculados de por vida, no creo que ninguno hubiera pasado a la historia sin cruzarse con el otro. Se necesitan. Son el claro ejemplo del bien y el mal. Y supongo que, personalmente, es gracias a la película de la que voy a hablar hoy, donde yo conocí a estos personajes, tanto a nivel ficticio como en la realidad.

30 años de “Los Intocables de Eliot Ness”, a mi gusto, una de las mejores historias sobre la mafia (que me perdonen los amantes de “El Padrino”), creo que la única que tiene un espacio en mi filmoteca junto a “Con a faldas y a lo loco” solo que me temo que a la hora de tratar el género lo hacen de forma totalmente diferente.

Eliot Ness (Kevin Costner)


Chicago, año 1930. La prohibición de consumir alcohol, lo que se conoce como la Ley Seca, hace que muchos trafiquen con el alcohol. Un nombre Al Capone (Robert DeNiro) es el que se está apoderando del monopolio del contrabando. Sus métodos son tan efectivos como sangrientos, o se lo compras a él o  te aniquila. Pero Capone, a pesar de ser uno de los nombres más famosos y poderosos de la mafia, también sabe cubrirse muy bien las espaldas. Tiene guardaespaldas, lacayos para que hagan el trabajo sucio y sobre todo que su nombre, aunque todo el mundo lo supone, no se puede vincular legalmente con el tráfico de alcohol, y lo que es peor, los ríos de sangre que se han derramado con una orden suya. Asesino y contrabandista. Nadie se atreve a señalarle. Pero es que además tiene en nómina a policías, jueces, políticos. Se ha ganado a pulso el apodo del “alcalde de Chicago”, porque aunque no lo es, es él quien controla la metrópolis.



Al Capone (Robert DeNiro) siempre protegido
Al departamento de policía llega un nuevo agente. Eliot Ness (Kevin Costner) agente del tesoro, cuya misión será hacer que se cumpla la ley. Hará todo lo posible por meter entre rejas a Capone, una tarea nada sencilla por culpa de los polis corruptos.

Malone (Sean Connery) dará su experiencia
Un día, y por casualidad, Ness conoce a Jimmy Malone (Sean Connery) un policía que a pesar de su edad aun deambula por las calles de Chicago. Ness ve algo en él. Tiene una intuición, ese hombre debe ser uno de los pocos policías con moral de Chicago. Además, solo 2 palabras con él, le valen para saber que es un hombre con experiencia, que puede ser todo un guía.

George Stone (Andy Garcia) con ganas de ser policia
Cuando Malone se une a Ness, deciden ampliar su pequeño y selecto grupo. De hecho, me encanta la metáfora que usa Malone, sobre qué pasa cuando una manzana podrida está en una cesta…. Que es mejor coger las manzanas del árbol, por ello, van a la academia y reclutan al que posiblemente sea el mejor cadete de su promoción George Stone (Andy García) un italoamericano que ha cambiado su nombre real que es Giuseppe Petri, un tipo dispuesto a hacer cambiar el prototipo que  se tiene de los italianos unidos a la mafia. El último en entrar es Oscar Wallace (Charles Martin Smith) quien ni de coña se hubiera imaginado disparando un arma, su fuerte son las mates, es contable, y él es el primero en observar que Capone lleva años sin hacer la declaración de la renta, de ahí a un delito fiscal solo hay un pequeño paso.

Oscar Wallace (Charles Martin Smith) él tiene la idea para atrapar a Capone
Los agentes de Ness empiezan a poner nervioso a Capone, quien ve como poco a poco les va truncando todos sus golpes, de hecho su primer acercamiento hacia Ness, viene con uno de sus hombres portando un sobre con vete tú a saber qué cantidad, la respuesta de Ness es inmediata, no se deja comprar, ni él ni sus hombres, así se les bautizaría como “Los Intocables”.

Wallace le dice a Ness lo de los impuestos
El siguiente paso de Capone contra Ness, es algo más intimidatorio, que para eso tiene a Nitti (Billy Dragó), un tipo sin escrúpulos. En sobre aviso, Eliot decide que su mujer Catherine (Patricia Clarkson) y su pequeña hija abandonen rápidamente la casa familiar, es hasta posible que las haga salir del estado.

La familia Ness, más el que esta en camino
Eso no parara a Al Capone en su carrera por tocar a los “Intocables”. Ness empieza a ver luz verde para encarcelar a Capone. No por sus delitos de sangre o contrabando que seguramente le hubieran dejado encerrado más años, sino por evadir impuestos, la idea que sin Oscar no hubiera sido posible, valdrá para encarcelarle por lo menos 10 años.

Capone cuenta con el benaplacito de los más influyentes
Pues eso. 30 años desde que Brian De Palma llevará este éxito a la pantalla grande. Una idea original que vino de la pluma de Oscar Fraley el propio Eliot Ness en 1957 antes de morir, dos años más tarde saldría la serie “Los intocables” que se mantendría en antena por 4 temporadas. Cuando llegó el guion a manos de la Paramount para llevar a cabo  la película, no se tuvo que preocupar por los derechos del nombre, ya que la serie había sido hecha allí, la película original se llamaría igual que la serie “The Untouchables”, pero en España se debió de pensar que ya había demasiado “Intocables” y por ello era mejor agregar a quien pertenecían,  asique aquí la bautizamos como “Los Intocables de Eliot Ness”.

"Los Intocables"
Puede que la Paramount no tuviera que preocuparse por los derechos del nombre, algo a favor de su presupuesto de 25 millones de dólares, pero con lo que no contaban es que Brian De Palma ya había visualizado al perfecto Al Capone en Robert DeNiro con el que había trabajado en dos ocasiones (1968) “Greetings” y (1970) “Hi Mama”, claro que por aquel entonces, DeNiro ya gozaba de cierto nombre y de una muy buena nomina, algo que Paramount no tenía pensado pagar teniendo a Bob Hoskins en la retaguardia, pero De Palma puso un ultimátum: De Niro o él no hacia la película, sería redundante añadir que Paramount accedió.

Robert DeNiro / Al Capone

Y eso que en un principio DeNiro no convencía cuando en las primeras reuniones aparecía un tipo delgado y tímido, incapaz de asustar a dos gatos callejeros, pero al cabo de unos meses, engordó un poco, lo justo que le dejaban otras producciones que tenía entre manos, a parte, se afeito la cabeza para simular las entradas de Al, y ya tenían a su mafioso, tan intimidante como el que más. Tal vez tener a DeNiro en cartel influyó en esos más de 100 millones de dólares recaudados, una suma que solo refleja la taquilla en Estados Unidos.




Kevin Costner / Eliot Ness
 Para el personaje de Eliot Ness, el presupuesto si se ajustó. No querían grandes nombres, y por aquel entonces Kevin Costner no lo era. Ya había llamado la atención de algunos en 1985 con “Silverado”, pero todos los títulos que conocemos de él fueron posteriores a su rol de Eliot Ness, y eso que en un principio no aceptó de lleno el papel, suponemos que su agente hizo un buen trabajo haciéndole cambiar de opinión, ya no me imagino que otro encajara con ese perfil, ni siquiera Mel Gibson, el nombre que sonó en un principio para ese personaje y que ya tenía cierta fama por “Mad Max” y muchos más currículo que Costner, no os preocupéis por Gibson, ese mismo año, 1987 estrenaba “Arma Letal” la primera de las 5 y también le llegaría muchos más éxitos.




Jimmy Malone (Sean Connery)
De Sean Connery, no había duda. Reflejaba la experiencia que buscaban de Malone. Y se tomaba el lujo de elegir. Por ejemplo, su vestuario, mientras que a los demás les diseñaba el vestuario el mismísimo Georgio Armani, él eligió su propia ropa, la que representaba mejor a un irlandés perdido por las calles de Chicago. Pero además es que suya fue la idea de que Ness y Malone se encontraran en una iglesia para hablar de Al Capone. Un lugar, donde seguro, nadie les oiría hablar del mafioso con el siguiente soplo correspondiente.



Oscar Wallace (Charles Martin Smith)




La elección de Charles Martin Smith, también fue relativamente fácil. Brian De Palma quería alguien con quien la gente pudiera empatizar. El tipo más normal del mundo, que sin saber cómo se ha metido en un berenjenal. De Palma también tenía   claro que el personaje de Wallace debía caer simpático, fumar en pipa, y beber de extranjis un poquito de wiski en pleno tiroteo, eso sí, la idea de pasárselo en grande descargando adrenalina peleando contras los malos o cabalgando sobre un caballo, fue idea de Martin Smith.







George Stone; Giuseppe Pietro / Andy García


El que debió sorprenderse mucho fue Andy García, que en un principio iba a ser Nitti, la mano derecha de Al Capone, alguien se había fijado en él tras aparecer en “8 millones de maneras de morir”  (1986) y acabó siendo la mano derecha de Eliot Ness, lo que además se convertiría en su primera película importante.


“Los Intocables de Eliot Ness” no es una película de mafia al uso. Solo a Brian De Palma se le ocurriría llevar toda la energía de una película de mafiosos en pleno Chicago a un paraje perdido en Montana, a puertas de Canadá. ¿En cuántas películas de mafiosos conocéis alguna escena con caballos? A ser posible el caballo entero, no solo la cabeza. Para De Palma, grabar esa escena fue como recordar un viejo western de John Ford, pero no solo Ford fue un referente para De Palma, la famosa escena en la estación en la que Ness sujeta un carrito de bebe en medio de un tiroteo, la sacó de “El acorazado Potemkin” de Serguéi Eisenstein una película muda de 1925, vamos que no creo que nadie le acusará de plagio. En cuanto a la sangre, que De Palma es muy dado a teñir de rojo sus producciones ya se sabe, pero  en este largometraje se deja ver algo, sobre todo en la más impactante que es la escena del ascensor.

Tiroteo en la estación de Chicago
La cinta dura 2 horas. Obtuvo 4 nominaciones a los Oscar: Mejor dirección artística, mejor diseño de vestuario, mejor banda sonora y mejor actor de reparto para Sean Connery, siendo este el que ganó, lo que supuso el único premio de la película y la primera y última vez que Sean Connery sería nominado. Connery también se llevó el globo de oro, solo que para este premio volvió a estar nominado en 1990 por “Indiana Jones y la última cruzada”.

Interrogatorio en la cabaña en Montana
La crítica del público y la especializada, tuvieron muy buenas palabras para “Los Intocables de Eliot Ness”. Los años la convertirían en una buena película con un gran reparto, DeNiro enlazaba éxito con éxito, Costner despegaba e incluso se defendería como director, Connery aún estaba en activo, solo los años le alejaron de la actuación en 2012, García tampoco pararía quieto que como sus compis DeNiro y Costner siguen en activo, claro que Andy, no es tan primer nombre como los ya citados, pero eso no significa que no haya participado en grandes papeles y con un gran reparto. Tal vez, el menos conocido sea Charles Martin Smith quien lleva trabajando desde 1971 entre películas y series solo que estuvo inactivo un gran periodo de tiempo desde 2001 hasta 2014, y ya en 2014 le he perdido la pista. Hasta Patricia Clarkson se ha convertido en una cara conocida y eso que “Los intocables” fue su primera película. En la otra cara de la película, la de “bambalinas” también tiene su gran reparto, ya he mencionado que el diseñador Georgio Armani fue el encargo de diseñar los trajes de sus protagonistas pero es que además la banda sonora también tendría un nombre propio como Ennio Morricone, quien fuera 5 veces nominado para la mejor banda sonora, no sería hasta 2007 que le dieran uno honorifico, casi de consolación, hasta que por fin llegó 2016 y recibió el Oscar por “los odiosos ocho”.
Localizacion idea de Connery. Malone y Ness hablan de Capone

Como siempre, el mundo del cine tiene su lado de ficción por mucho que esté basado en algo real. Así como que Al Capone o Eliot Ness son tan reales como lo avalan los archivos oficiales, hay ciertas cosas que se modificaron para la película. En realidad “Los Intocables” empezaron como unas 20 personas, que se fueron reduciendo con el paso del tiempo hasta quedar en 11, un numero por encima del equipo de 4 a los que estamos acostumbrados, y de los cuales, ninguno de los nombres se dejan escuchar en la película, asique “Los Intocables” de 1987 son ficticios aunque no dudó que un poquito de los intocables verdaderos estén representados, de una forma u otra, en Petri, Malone o Wallace.

Eliot Ness y Al Capone
Hacía tiempo que no me explayaba tanto en detallar una película, quizá el mismo tiempo que hace que no habló de una que me halla encandilado de verdad, y puesto que ya me he enrollado demasiado solo me queda decir, Feliz 30º aniversario intocables.

By Eva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...